Este Sitio usa cookies para guardar información en su computadora. Algunas son esenciales para que nuestro Sitio funcione; otras nos ayudan a mejorar la experiencia del usuario. Al usar este Sitio, consiente la colocación de estas cookies.  Consulte nuestra Política de privacidad para obtener más información.

Frisos

Los frisos están formados por láminas machiembradas de diferentes materiales tales como madera, PVC ó DM que se encajan unas con otras; podríamos compararlo con la tarima, obteniendo así en las paredes de nuestro hogar las mismas ventajas que nos ofrece la tarima flotante en los suelos.

Se utilizan para forrar paredes y techos y resulta una forma muy rápida y económica de decorar habitaciones, pasillos, locales comerciales... Con su instalación se consiguen ambientes de aspecto cálidos, elegantes, resistentes y fáciles de cuidar.

Además, es una idea perfecta para ocultar problemas o defectos en las superficies sobre las que se instalan; tales como humedades, imperfecciones en la pintura, falta de planimetria, etc.

En definitiva, tenemos la opción más acertada si se persigue realzar el atractivo y mejorar el aspecto de una estancia. Aportan calidez y cuidadas terminaciones, a la vez que asegura su resistencia y mejora la absorción acústica.